Dos nuevos entremeses, nunca antes representados.

Posted by & filed under Teatro.

Azorín, Zweig y mucho más en la nueva temporada de La Abadía

El Teatro de La Abadía (Madrid) hace balance de la temporada que termina y prepara el comienzo de una nueva con el regreso de 'Incendios'. El texto de Wajdi Mouawad, dirigido por Mario Gas y protagonizado por Núria Espert, vuelve en septiembre tras agotar localidades en dos ocasiones.

Compartir:





A falta de cerrar la exhibición de La Respiración, Incendios y El hijo que quiero tener, 67.874 espectadores han visitado alguna de las 333 funciones programadas en este peculiar teatro, con un porcentaje medio de ocupación del 80%, mientras que 16.252 han sido los espectadores que han pasado por los 52 espectáculos programados en el Corral de Comedias de Alcalá, con un porcentaje de ocupación por encima del 70%.

'Aventuras de Don Quijote', El Retablo. Foto: Giuseppe Marconi.Con estas cifras, el teatro avanza la nueva temporada que llegará a partir de septiembre. Uno de los ejes temáticos que se desarrollará en este 2017-2018 será la idea de Europa como espacio cultural; lo que pudo haber sido y no fue; lo que debería ser, pero no es. El teatro se presenta como un camino hacia la pluralidad de pensamiento y de pasión, como invitación a la dialéctica entre un país, España, y un continente, Europa, cuya diversidad propicia la continua redefinición y transformación. Ese diálogo comenzará con la exploración de nuestros referentes culturales: de ahí la triple presencia de Cervantes.

Sutilezas y guiños

En el 50 aniversario de la muerte de Azorín, La Abadía acoge la adaptación escénica de sus crónicas escritas en 1905, cuando el diario madrileño El Imparcial le envió a La Mancha para repetir el camino que el Ingenioso Hidalgo recorriera en su famoso libro. Eduardo Vasco aprovecha este texto narrativo, periodístico y poético, lleno de sutilezas y guiños, para convertirlo en una entrañable experiencia histórico-teatral: La ruta de Don Quijote (del 28 de septiembre la 15 de octubre).

Un programa de entrenamiento de nueve meses y un taller sobre la palabra “cervantesca”, conducido por Ernesto Arias, han dado brotes nuevos al veterano árbol de los Entremeses, con la puesta en escena de dos nuevas obras, nunca antes representadas (del 23 de noviembre al 10 de diciembre). De trama sencilla, El rufián viudo llamado Trampagos y La guarda cuidadosa se pueden clasificar como piezas de marcado carácter urbano, en las que se evocan universos muy concretos: la economía del amor y el mundo del hampa y la prostitución.

Pablo Vergne y su compañía El Retablo traerán Aventuras de Don Quijote (del 19 al 30 de diciembre) en versión para teatro de títeres: actores-titiriteros, muñecos, figuras, sombras, objetos y juguetes reciclados compondrán las diferentes peripecias en las que se verá envuelto el caballero andante inmortalizado por la pluma de Cervantes. Esta original y sencilla versión teatral de la obra magna cervantina hará las delicias de pequeños y mayores.

Otras de las novedades de finales de este año, en el que se celebra el 75 aniversario de la muerte de Stefan Zweig, será la presentación de una de sus novelas breves más apasionadas, 24 horas en la vida de una mujer (del 14 al 30 de diciembre), convertida en un intimista espectáculo musical de cámara dirigido por Ignacio García y protagonizado por Silvia Marsó. Una reflexión sobre los caminos imprevistos de la vida que nos lanzan a abismos insondables, llevando a una aristócrata de vida cómoda a enfrentarse a todos sus principios vitales y morales.

Tres regresos

Tres de las producciones que mejor conectaron con el público regresarán a La Abadía en su primer tramo de temporada. Con resonancias de los grandes relatos de la Antigüedad griega, Incendios (del 7 de septiembre al 8 de octubre) abrirá de nuevo la programación, tras llenar en dos ocasiones. En esta estremecedora tragedia dos grandes temas se entrelazan: el del conflicto bélico y el de la búsqueda de la identidad, el desarraigo de quien vive en tierra extraña y la necesidad de conocer el pasado.

Reina Juana (del 11 de octubre al 12 de noviembre), texto de Ernesto Caballero dirigido por Gerardo Vera, aporta una visión histórica de los primeros y accidentados pasos para acercar la península ibérica a Centroeuropa. Concha Velasco regresa a La Abadía para compartir la confesión de uno de los personajes más conmovedores de nuestra historia, Juana de Castilla.

Bajo la batuta del director Antonio Simón (del 2 al 19 de noviembre), Yo, Feuerbach, del recientemente fallecido Tankred Dorst, se presentó como un bello e intenso espectáculo sobre las crisis sociales y personales que obligan a reinventarse. Pedro Casablanc asume uno de los mayores retos de su carrera en la piel de un actor en decadencia; un cómico maduro con grandes cualidades y un pasado oscuro. Un texto que no solo habla de la vida del artista, sino también del aprendizaje, el amor, la gratitud, la empatía, la fragilidad y la diferencia.

Yo, Feuerbach.

 

Nuevos lenguajes

En la búsqueda de nuevos públicos, el Teatro abre sus puertas a voces emergentes y nuevos enfoques. Best of BE Festival (del 26 al 29 de octubre) volverá por tercer año consecutivo a traer las propuestas más innovadoras de Europa, intentando capturar el espíritu del Festival de Birmingham.

Un año más, para el exigente público infantil y juvenil, se seguirá potenciando una campaña dirigida a escolares con el fin de que niños y jóvenes descubran y desarrollen su gusto por las artes escénicas. Podrán disfrutarse los Nuevos entremeses de Ernesto Arias, Las aventuras de Don Quijote, de la compañía El Retablo, y lo mejor del BE Festival.

Completarán la programación de este primer cuatrimestre en La Abadía las actividades correspondientes a festivales escénicos de la Comunidad de Madrid: Festival de Otoño a Primavera y Madrid en Danza. Por otro lado, La Abadía continuará en 2017/18 con su programa formativo dirigido a profesionales.

Más sobre: Incendios, Reina Juana, Teatro de La Abadía, Yo Feuerbach