Sáenz de Santamaría ha afirmado que con esta medida se pretende equiparar a España a otros países europeos. En la actualidad, los tipos de IVA para entrega de arte en otros países de la Unión Europea son mucho menores (Francia, 10%; Italia, 10%; Alemania, 7%), frente al tipo general del 21% que se aplica en España desde que entró en vigor en septiembre de 2012 la subida aprobada por este mismo Gobierno y que ha provocado en algo más de un año una verdadera debacle en la industria cultural española.

El Ejecutivo reconoce ahora que esta diferencia de tipos supone un “freno a la competitividad del mercado español de arte y un riesgo de deslocalización de ventas de objetos de arte en territorio español” y que la “aplicación del tipo reducido del IVA permitirá fomentar la venta de obras de arte directamente a particulares y a través de galerías españolas. De esta manera se apuesta por potenciar la producción de nuestros artistas”.

Se trata de “una medida de apoyo”, señaló Sáez de Santamaría, a creadores, galerías, coleccionistas, anticuarios y marchantes, entre otros. ¿Habrá medidas semejantes en el IVA que se aplica al cine, teatro y al cine? La vicepresidenta ha asegurado que “éste es un primer paso, tendremos que adoptar medidas para la promoción y cultura en España y hemos decidido anticipar una de ellas”.