Elisa Durán, director general adjunta de la Fundación Bancaria "la Caixa", y Clare McAndrew, fundadora y directora general de Arts Economics, durante la presentación del informe El mercado español del arte en 2017.

Posted by & filed under Artes Visuales, Mercado, Política.

El mercado español crece pese a su debilidad

Elisa Durán, director general adjunta de la Fundación Bancaria "la Caixa", y Clare McAndrew, fundadora y directora general de Arts Economics, durante la presentación del informe El mercado español del arte en 2017.
Elisa Durán, director general adjunta de la Fundación Bancaria "la Caixa", y Clare McAndrew, fundadora y directora general de Arts Economics, durante la presentación del informe El mercado español del arte en 2017.
Compartir:





La Obra Social "la Caixa" ha presentado 'El mercado español del arte en 2017', una radiografía económica sobre galerías, casas de subastas y coleccionismo en nuestro país. Este tercer informe, realizado por Clare McAndrew, de Arts Economics, es el quinto volumen de la colección 'Cuadernos Arte y Mecenazgo' promovida por la Fundación Bancaria "la Caixa". El estudio revela que el mercado experimentó un aumento del 19% en las ventas de galerías y casas de subastas respecto al estudio anterior, si bien su cuota de mercado frente a otros países europeos sigue siendo baja.

Este estudio intenta paliar la falta de información sobre el mecenazgo y el sistema del arte en España. Elisa Durán, directora general adjunta de la Fundación Bancaria “la Caixa”, espera que este trabajo, para el que se ha contado con la colaboración de casi doscientos profesionales del sector, genere un debate que lleve a la adopción de medidas de fomento del mecenazgo.

A ese respecto, Clare McAndrew cree que el crecimiento del mercado artístico nacional no se producirá si se sigue apoyando únicamente el coleccionismo de artistas populares, con precios exorbitantes, y se desdeña el coleccionismo “de clase media”, vinculado a creadores emergentes. Estos últimos acceden al mercado gracias a galerías pequeñas que asumen un riesgo a veces no recompensado cuando estos pasan a ser representandos por galerías mayores sin apenas coste para ellas.

España en Europa

En 2016, el volumen total de ventas en galerías y casas de subastas del mercado ascendió a 385 millones de euros. Las ventas aumentaron un 12% en 2014 y un 7% en 2015, registrando el tercer año consecutivo de crecimiento positivo, y por primera vez igualaron los niveles de 2008, eso sí, lejos aún de las cifras previas al estallido de la crisis.

El rendimiento positivo en el periodo que va de 2014 a 2016 en España es más notable si lo comparamos con el descenso marcado en las ventas en el mercado global, que disminuyó en el mismo periodo un 17% (en dólares americanos).

Las cifras del mercado siguen siendo muy inferiores al valor de las ventas cosechadas en 2006 y 2007, etapa de mayor apogeo del sector, en la que las transacciones superaron los 480 millones de euros. Así, el mercado aún no ha alcanzado el nivel de ventas de los años previos a la recesión, y cuando se analiza con la perspectiva de 10 años se ha reducido casi un 20% frente a un crecimiento de 4% en ventas en todo el mundo.

Si bien las ventas españolas fueron relativamente bien hasta 2007, igual que en la mayoría de países, el mercado sufrió una disminución sustancial en valores en el periodo de 2007 a 2009 por la repercusión de la crisis financiera global.

Captura de pantalla 2017-06-08 09.45.14

Aunque la mayor parte de los mercados se recuperaron considerablemente en 2010, el español experimentó un crecimiento desigual e irregular a lo largo de los cuatro años siguientes. Sin embargo, desde 2014 se ha recuperado una parte del impulso anterior gracias a la favorable situación económica y al apoyo de coleccionistas internacionales de regiones como América Latina, que han ayudado a sostener las ventas.

Quinto mercado

En 2016, menos del 1% de las ventas mundiales de arte y antigüedades correspondieron a España, una cifra que se mantiene prácticamente invariable desde los últimos 10 años.

España fue el quinto mercado de arte más importante de Europa en términos de valor, con una cuota del 2% de las ventas de la UE. Pese registrar una subida mínima respecto al año anterior (0,3%), nuestro país mejora su posición en el ranking al superar a Austria.

La participación de la UE en las ventas globales sí ha registrado un marcado descenso en los últimos años. En 2016 representó el 34%, cifra que indica una pérdida de 15 puntos porcentuales con respecto al 49% que registrara en 2008.

Reino Unido domina las ventas en la Unión, tanto que si las calculamos sin él (una realidad tras el Brexit), la porción del mercado que representa la Unión disminuye hasta el 13%. En este contexto, España ha registrado un mejor comportamiento en la última década que otros mercados como Alemania, Italia y Bélgica.

La decisión de Reino Unido de salir de la Unión tendrá efectos en el mercado, aunque parece que tardarán tiempo en emerger. Muchas de las naciones de la UE, incluida España, dependen de compradores y del inventario de Reino Unido que, a su vez, también proporciona mercados de origen ricos para este centro líder europeo. Reino Unido se sitúa entre los cuatro socios más importantes de España tanto en exportaciones como en importaciones.

Nuestro país ha mantenido el superávit comercial de los últimos años, cifrado en 14 millones de euros en 2016. Sin embargo, su cuantía ha disminuido desde 2014 debido a que las importaciones aumentaron constantemente, mientras que las exportaciones experimentaban un crecimiento más volátil.

Galerías, principal mercado

Durante 2016 se vendieron 328.520 piezas (un 8% más que en 2015) en un mercado que engloba tanto las casas de subastas como las galerías que comercian con obras de arte y antigüedades, sea en exclusiva o como parte de su negocio. El núcleo fundamental del mercado, formado por 50 casas de subastas y 650 galerías destacadas, vendió unas 82.000 obras, es decir, un discreto 1% más que el año anterior.

El sector de galerías, compuesto por más de 2.845 empresas, incluyendo galerías, intermediarios privados y anticuarios, continuó dominando el mercado en cuanto a ventas y supuso un 80% estimado de su valor en 2016, con ventas que alcanzaron los 310 millones de euros en 2016. Aumentó un 4% interanual y tuvo su mayor participación desde 2009.

Existe un núcleo de unas 650 galerías que generaron casi un 70 % de las ventas en el sector. La mayoría de galerías se concentran en las ciudades principales, en especial Madrid y Barcelona, que suman un 43%. Las bellas artes dominan al arte decorativo y las antigüedades, y dentro del sector de bellas artes, las galerías de arte contemporáneo tienen de lejos la mayor participación, con un 80% en 2016, seguidos de las de arte moderno (11%).

Las ventas se mantuvieron estables para los que tenían una facturación inferior a 500.000 dólares, aquellos con ventas superiores a 500.000 dólares registraron un crecimiento del 8% interanual. Aunque existe un pequeño número de galerías con un gran volumen de ventas, la mayoría de ellas (68%) cerró ventas por valor de 500.000 dólares o menos en 2016 (en comparación con el 39% que representan a nivel mundial). Tan sólo un 16% tuvo ventas por valor de más de un millón de dólares (menos de la mitad de las galerías a escala mundial).

España sigue siendo un mercado con un precio relativamente bajo en comparación con sus homólogos, tanto en los sectores de subastas como de galerías.

El propio espacio fue el canal de venta más importante para las galerías en 2016, con un 54% de sus ventas por valor (ligeramente por encima que la media global, que se sitúa en un 51%). Las ventas en línea representan un 5% de las ventas y han crecido sustancialmente desde 2013, cuando se situaban en un 1%. Las ventas en ferias de arte también han aumentado de un 35% en 2013 a un 41% en 2016. Las ventas se dividen en ferias locales y nacionales en España y eventos internacionales. Estos últimos suponen la mayor participación (un 25% de todas las ventas).

Captura de pantalla 2017-06-08 09.46.11

La mayor parte de las transacciones realizadas por galerías en 2016 fueron ventas a compradores locales (63% de las ventas frente al 37% de ventas a compradores extranjeros). Algunos galeristas en España han seguido, cada vez más, modelos de empresa con un enfoque internacional para alcanzar una base de compradores geográficamente diversa.

Españoles, mejor fuera

En la mayoría de países, el mercado nacional de un artista suele representar la mayor proporción de sus ventas. No es el caso de los artistas españoles: menos del 5% del valor total de sus ventas en el mundo se realizó en España.

Las ventas de algunos de los artistas principales, como Picasso, Miró y Dalí, en España representan un 1% o menos de los valores totales mundiales en 2016. En 2016 se cerraron ventas privadas de obras de Picasso por un valor de varios millones de dólares fuera de España, incluida Mujer sentada, que se vendió en Sotheby’s Londres por cerca de 64 millones de dólares. En cambio, el precio más alto que se pagó en España durante ese año se situó justo por debajo de los 20.000 dólares (precio de adjudicación) en Segre por la obra Petit buste de femme.

El porcentaje de ventas de muchos de los otros artistas de la lista en España ha caído considerablemente en el decenio que ha pasado desde 2006. Por ejemplo, en 2006, un 32% de las ventas en subasta de Barceló se realizó en España, pero en 2016 dichas ventas cayeron al 8%, mientras que las de Tàpies cayeron más de siete puntos porcentuales en proporción.

Los artistas españoles representaron en 2016 el 61% del total de artistas representados por galerías y los artistas internacionales el 39%. Este reparto coincide con el mercado global. Los artistas españoles también generaron la mayoría de las ventas en el mercado primario, donde supusieron el 67% de las ventas totales de galerías en 2016, mientras que los internacionales representaron solamente un tercio del total anual.

El desarrollo de la comunicación digital ha permitido acceder a mucha más información de muchos más artistas. Este hecho, positivo en parte, es visto como competencia por algunas galerías pues éstas continúan trabajando con un grupo reducido de artistas. Aunque las galerías continúan trabajando estrechamente con sus artistas, las exclusividad no es tan común en los últimos años. Muchas galerías procuran que sus artistas trabajen a la vez con otras galerías con el fin de ampliar la promoción de sus carreras.

Captura de pantalla 2017-06-08 09.47.01

Clare McAndrew ha querido destacar la difícil situación económica de los artistas en España gracias a las reflexiones compartidas con los investigadores Marta Pérez Ibáñez, especialista del mercado del arte, e Isidro López Aparicio, artista y profesor de la Universidad de Granada, autores del estudio La actividad económica de los/las artistas en España (2016), publicado por la Universidad de Nebrija. Este informe muestra la precaria situación de la mayoría de los artistas en España, incapaces de vivir económicamente del arte como profesión principal. A pesar del hecho de que el 61% de los 1.100 artistas encuestados tenía la carrera universitaria de Bellas Artes, casi la mitad (47%) presentaba un salario anual (en todas las actividades profesionales, artísticas o de otro tipo) de menos de 8.000 euros, mientras que la mayoría (78%) tenía ingresos inferiores a 20.000 euros.

Más de 10.000 empleos

Un análisis conservador estima que las principales instituciones (galerías, museos e instituciones de arte sin fines de lucro) de España realizaron alrededor de 3.640 exposiciones (Artfacts, 2016). Así, en España se celebra un 3% de las principales exposiciones del mundo, lo que representa una cantidad considerablemente superior a su participación de ventas en el mercado de arte global.

Aunque un nivel de ventas el mercado del arte de 385 millones de euros reflejan un sector relativamente pequeño en relación con otras industrias, su contribución económica es importante a la economía, agregando empleos, ingresos y contribuciones fiscales de alto valor.

En 2016 había 2.965 empresas que operaban en el mercado español del arte, en su mayoría pequeñas empresas en términos de empleados y facturación. Asimismo existen 10.545 empleos en galerías y casas de subastas, aumentando un 4% respecto a 2013. Además, más de 6.200 personas trabajan en servicios de apoyo a los mercados del arte y más de 34.000 en ferias de arte, museos y con artistas.

Por géneros, existe un mayor nivel de empleo femenino (57% en galerías y 52% en subastas en 2016). Asimismo, hay una proporción relativamente mayor de trabajadores de más edad en el mercado del arte que en la población activa en general, tanto en España como a nivel mundial. También hay una mayor participación de los trabajadores más jóvenes, con un 8% más de trabajadores entre los 15 y los 39 en el sector que en la media española. El 80% de los trabajadores del sector de las galerías tienen una situación de empleo permanente frente al 20% en contratos temporales o flexibles.

El número de artistas en España que trabajan exclusiva o parcialmente como artistas profesionales es –en una estimación conservadora– de 27.500 (de un total de 64.000 empleados en la categoría de artistas creativos en 2016). Asimismo, el número de estudiantes que finalizan estudios de arte y diseño se han duplicado en el período entre 2008 y 2015 (de 5.425 a 11.150).

Por último, la contribución fiscal del sector fue de 173,2 millones de euros, un valor superior en un 16% desde 2013 y un 30% respecto a 2010.

Además de las dos primeras ediciones de El mercado español del arte (2012 y 2014), a cargo también de Clare McAndrew, la colección de la Obra Social “la Caixa” Cuadernos Arte y Mecenazgo cuenta con otros dos volúmenes: El coleccionismo de arte en España. Una aproximación desde su historia y su contexto, de María Dolores Jiménez-Blanco, y Los cauces de la generosidad. Ensayos histórico-críticos de los fundamentos del mecenazgo, a cargo de Victoria Camps, José Antonio Marina, José Luis Pardo y Francisco Calvo Serraller (coordinador).

Más sobre: Arts Economics, Clare McAndrew, Cuadernos Arte y Mecenazgo, El mercado español del arte en 2017, Elisa Durán, Obra Social "la Caixa"