- hoyesarte.com - https://www.hoyesarte.com -

La receta lenta de Antony Williams

Antony Williams. JACQUELINE WITH STILL LIFE, 2020. 122 x 87 cm.

Antony Williams. JACQUELINE WITH STILL LIFE, 2020. 122 x 87 cm.

Las obras de Williams se caracterizan por el empleo de la técnica de la témpera al huevo, elegida por el pintor, como explica la crítica e historiadora Amalia García Rubí en el catálogo de la exposición, «con el fin de ir ahondando poco a poco en las calidades del pigmento y extraer de la materia su máxima eficacia expresiva. La témpera al huevo permite a Williams recrear detalles, modelar luces y dar brillo a los colores que adoptan una apariencia similar a la del fresco. Frente a la mancha larga alla prima prefiere la aplicación en trazos breves y uniformes de finas pinceladas ovilladas, sobre formas bien dibujadas. Con el dominio del temple logra gradaciones y matices a base de suaves capas de veladuras acuareladas, así como fondos cromáticos de gran intensidad».

El empleo de esta técnica es fiel reflejo de la influencia de artistas protorrenacentistas del Trecento y del primer Quattrocento, como Cimabue, Giotto o Fra Angelico, inspiración que, por ejemplo, se aprecia en John, un rostro que recuerda a los de Mantegna.

Antony Williams. FIGURE AT GRACIOUS POND, 2019. Temple al huevo sobre tabla, 142 x 100 cm.

Antony Williams. FIGURE AT GRACIOUS POND, 2019. 142 x 100 cm.

Perteneciente a la corriente de artistas decididos a recrear la realidad mediante iconografías del mundo vivido, Williams centra su obra en el retrato desde la idea de quietud, como si pintara una naturaleza muerta, con el propósito de subrayar el paso del tiempo y la finitud. Este estilo se puede contemplar en algunas de las obras expuestas, como Alice o Caroline.

El principal interés del pintor es plasmar el estado de ensimismamiento de las personas a las que retrata, buscando una extraña familiaridad en sujetos y objetos que solo se consigue definir destacando la esencia de lo tangible, de lo real. Alfonso Castaño describió a Williams en el catálogo de la anterior muestra como «pintor de ciertas verdades del mundo: rostros, cuerpos desnudos, naturalezas muertas…». Una verdad que no representa únicamente en figuras humanas, sino también en animales, objetos y espacios, tal como se puede observar en otras piezas de la muestra como Toy House with Tree, Triptych o Milk Bottle.


Catálogo en pdf [1]

Catálogo en línea [2]

Antony Williams. SMALL T-REX, 2013. Temple al huevo sobre tabla, 18 x 28 cm.

Antony Williams. SMALL T-REX, 2013. 18 x 28 cm.