El zaragozano iba a presentar mañana su libro de memorias La vida y la danza (editado por La Esfera de los Libros), pero hace un mes sufrió un derrame sinovial y fue operado de la rodilla para implantarle una prótesis, operación que aumenta el riesgo de que aparezcan trombos. Ya en la pasada ceremonia de los Max (el lunes 13 de mayo) tenía la pierna hinchada desde el tobillo a la ingle y el jueves no podía ni caminar. “Me ingresaron y detectaron que tenía dos trombos en un pulmón”, ha relatado el bailarín.

El coreógrafo, aunque evoluciona favorablemente, deberá mantener reposo hasta que los coágulos se disuelvan y no podrá viajar durante lo próximos seis meses.

Trayectoria

Ullate estudió con María de Ávila e inició su carrera profesional con Antonio Ruiz Soler. Más tarde se incorporó al Ballet del Siglo XX bajo la dirección de Maurice Béjart, compañía en la que permaneció 14 años y para la que interpretó numerosos primeros papeles.

En 1979, el Gobierno español le encomienda la formación de una compañía de ballet clásico, la primera del país, que dirige durante cuatro años. En 1983 crea la Escuela que lleva su nombre, Centro de Danza Víctor Ullate. Es la cantera de la que surgirá el Víctor Ullate Ballet – Comunidad de Madrid que se presenta en 1988.

En 1989 obtiene el Premio Nacional de Danza y en 1996 le conceden la Medalla de Oro de las Bellas Arres. En 2003 recibe el Premio de Cultura de la Comunidad de Madrid en la modalidad de Danza; el Premio Autor-Autor en 2007; y el premio MAX de honor en 2008.

En septiembre de 2000 puso en marcha la Fundación para la Danza Víctor Ullate, un proyecto que tiene como finalidad la promoción del ballet clásico en todas sus facetas, así como la formación técnica y humana de bailarines sin recursos económicos.